© 2019 by Libros de Sefarad, SLU.

All rights reserved.

Raíces 120  | Otoño de 2019 | año XXXIII

 

Sumario de este número

Carta del Director

‘Señor del mundo’. Una poesía de José Carlos Cataño

 

Artes y Espectáculos

Fotos de Taro y Capa en el frente de Málaga

‘Autogeo’, una exposición de Matei Glass en Barcelona / Santiago Raigorodsky

La mujer en dos exposiciones del Centro de Cultura Contemporánea de Barcelona (CCCB) / S. R.

Vivian Maier, el secreto de la criada

Para Miriam Cahn, ‘todo es igualmente importante’

El ojo y la mirada

Las contrafusas y el escenario

 

Letras y Libros

‘No volveremos’. En el centenario de Primo Levi  / Carlos Roldán Larreta

Conmemoración del centenario del nacimiento de Primo Levi

Congreso Internacional ‘Primo Levi (1919-2019): Memoria y escritura’

Primo Levi: Una visión clara del mal, el dolor y la humanidad

Reseñas de libros / A. Liberman / A. M. Iglesia / A. Muñoz Molina / Santos Carretero

Café Kafka

 

Argumentos y Ensayos

‘Tikún Olam’, o de cómo reparar el mundo con Iser Guinzburg y Günther Anders / Edgar Tello García

Una nueva perspectiva acerca de la banalidad del mal / Agustín Serrano de Haro

Estado y religión en Israel

 

Historia y Sociedad

Exposición de Bibliotheca Sefarad sobre la Sefarad medieval / José Jiménez Salazar y otros

El teatro y la vida en Ídishland. Rumanía y el teatro judío profesional / Jacobo Kaufmann

Los judíos del Líbano, una minoría olvidada a punto de desaparecer

Los descendientes de judíos que huyeron del nazismo luchan por conseguir la nacionalidad alemana

 

Miscelánea

El héroe ciego que salvó a judíos invidentes y sordos del horror nazi

Las cosas que pasan

 

En Portada: Detalle de «Retrato de Primo Levi» de Larry Rivers, fotografiado el 10 de febrero de 1988, según dibujo de Santi Visalli para Forward. Homenaje en el centenario de su nacimiento.

RAÍCES último número publicado

€15.00Precio
  • Carta del director

     

    En este número de Raíces recordamos especialmente a Primo Michele Levi (nacido el 31 de julio de 1919 en Turín, Italia, y fallecido el 11 de abril de 1987 en la misma ciudad). Fue un químico, escritor y sobreviviente judío italiano del Holocausto, autor de varios libros, novelas, colecciones de cuentos, ensayos y poemas del que en este año se ha cumplido el centenario de su nacimiento.

    Levi se crió en la pequeña comunidad judía de Turín, estudió en la Universidad de su ciudad y se graduó summa cum laude en química en 1941. Dos años más tarde se unió a amigos en el norte de Italia en un intento de conectarse con un movimiento de resistencia, pero fue capturado y enviado al campo de concentración de Monowice (Monowitz), subalterno del de Auschwitz. Mientras estuvo allí, trabajó como esclavo para la fábrica de caucho sintético IG Farbenindustrie. Tras la liberación de Auschwitz por los soviéticos en 1945, Levi regresó a Turín, donde en 1961 se convirtió en el gerente general de una fábrica de pinturas, esmaltes y resinas sintéticas; la asociación duraría unos 30 años. Se desconoce si su muerte a los 68 años fue un suicidio como piensan algunos o niegan otros.

    Sin embargo todos sabemos que a Primo Levi no se lo recuerda por estos aspectos de su biografía –que fueron comunes a tantos y tantos hombres y mujeres que sufrieron su misma suerte– sino porque nos ha dejado un conjunto de obras que han sacudido la conciencia de la humanidad y que forman parte de la mejor literatura del siglo pasado. Si esto es un hombre, La tregua y –especialmente– Los hundidos y los salvados constituye una trilogía de lectura imprescindible, que no se limita al relato de los hechos que vivió Levi durante su internamiento en el Lager, su posterior liberación y epopeya de regresar a su hogar. Sus palabras nos elevan a lo más sublime de la condición humana y nos recuerdan lo más bajo de la miseria humana. Primo Levi es la memoria de un hombre sacudido por la tormenta de la historia y es el testigo de un siglo que ha dejado las más crueles cicatrices en el cuerpo y el espíritu de quienes lo han sufrido.

    Resulta pobre todo lo que pueda decirse sobre Levi, y las palabras son insuficientes para dar cuenta de lo inmenso de su ejemplo y su legado.